13 de junio de 2015

Las novedades del dispositivo Oculus Rift para su versión destinada al público

El equipo de Oculus Rift ha presentado recientemente las novedades incorporadas a la versión de este dispositivo que estará disponible para el público general a inicios de 2016 (a finales de 2015 ya se podrán reservar).



El nuevo dispositivo Oculus Rift cuenta con tecnología de pantalla y óptica personalizada, diseñada específicamente para VR, con dos pantallas AMOLED con baja persistencia. Esta tecnología permite una claridad visual increíble a medida que el usuario explora mundos virtuales con este dispositivo. 

Contiene un sistema de seguimiento (IR LED constellation tracking system) de precisión, con baja latencia de orientación 360º y seguimiento de posición. También cuenta con VR Audio con auriculares integrados, que permiten lograr y amplificar la sensación inmersiva. Dichos auriculares son desmontables, por si el usuario prefiere utilizar otros externos.  


También incorpora un micrófono interno de alta calidad para las experiencias sociales. 

Cabe destacar, en general, las mejoras en cuanto a ergonomía y diseño, respecto versiones anteriores. Dicho diseño ergonómico mejora el equilibrio y la estabilidad general del visor de cara al usuario, y se complementa con correas adaptables. 
 

Además, se ha incluido un mecanismo que permite ajustar la distancia entre las lentes para tener también una experiencia visual más cómoda.


Se ha conseguido un dispositivo robusto y lo suficientemente versátil como para permitir disfrutar de los juegos y experiencias de próxima generación. Por ello, han decidido incorporar también, con cada Oculus Rift, un controlador Xbox One inalámbrico.
 

Mientras que el controlador de Xbox es ideal para muchos juegos y géneros, las nuevas Oculus también cuentan con un dispositivo de entrada que permite interactuar con objetos en VR de forma natural: el sistema Oculus Touch. Aunque éste se deberá adquirir aparte.

El sistema Oculus Touch consiste en un par de controladores Half Moon inalámbricos (uno para cada mano) que aportan presencia manipulativa, es decir, permiten la sensación de sentir como si nuestras manos virtuales fueran en realidad nuestras propias manos dentro del juego o experiencia virtual. Cada controlador Half Moon tiene un stick analógico tradicional, dos botones y un disparador, también analógico.   


El prototipo Half Moon incluye hápticos que los desarrolladores pueden utilizar para proporcionar retroalimentación al interactuar con objetos en el mundo virtual; y una matriz de sensores incluidos en el dispositivo, permite que el controlador reconozca diferentes poses de los dedos y manos.

Oculus Touch se podrá adquirir también en el primer semestre de 2016, y podremos reservarlo en torno al mismo tiempo que nuetras Oculus Rift, es decir, a finales de 2015. 


 Equipo All VR Education.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada